Ya ha empezado el plazo para presentar la segunda declaración trimestral del IVA. Estos son los pasos a seguir para cumplimentar correctamente la declaración y no cometer errores durante el proceso.

Declaración trimestral del IVA: que necesitas saber

Cada tres meses, los autónomos tienen la obligación de presentar la autoliquidación del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA). Esto se hace a través del modelo 303, un documento sencillo de cumplimentar pero que debe realizarse de forma correcta para evitar errores durante el proceso. Si bien es cierto que son los clientes los que asumen el pago del IVA, son los autónomos los que deben encargarse de percibir ese dinero y entregarlo a la Administración, convirtiéndose en recaudadores de impuestos e intermediarios entre el consumidor y Hacienda.

Es fundamental que el autónomo sepa el tipo de IVA que debe sumar al precio del producto o servicio que luego va a vender. La Agencia tributaria publica las tablas de productos y actividades con el IVA correspondiente que hay que aplicar. No siempre es fácil, como sucede con actividades como las floristerías, que tienen distintos tipos de IVA para casi cada planta o para las flores.

Por otra parte, está el IVA deducible o soportado, que es el que el autónomo paga por las compras hechas a sus proveedores por bienes y servicios y que puede desgravarse al hacer la declaración trimestral del IVA. Cuando se resta el IVA deducible (el que ha pagado el autónomo) al IVA devengado (el que ha recaudado a través de los ingresos de sus clientes), se obtiene el resultado de la autoliquidación

Para no tener tensiones a la hora de realizar el pago del IVA dentro del plazo correspondiente, el primer y más importante consejo es que el autónomo guarde la cantidad correspondiente al IVA percibido, es decir, que no lo gaste. Por tanto, lo más aconsejable para los autónomos es que depositen el IVA devengado en una cuenta aparte.

¿Cómo debe rellenarse el modelo 303?

Antes que nada, será necesario rellenar los apartados de identificación, donde se deberán completar los datos personales e indicar la situación que corresponda como recaudador del IVA. También se deberá seleccionar el trimestre del año para el que se va a presentar la autoliquidación. Una vez indicada la información pertinente, se procederá a cumplimentar la liquidación.

A lo largo de la declaración, el autónomo deberá rellenar las diferentes casillas, para asignar los importes correspondientes. El modelo 303 se organiza en tres fases diferentes: el IVA que se ha recaudado, el IVA que se ha pagado y que se puede deducir, y el resultado final de la declaración.

¿Existe la posibilidad de rellenar el modelo 303 de forma automática?

Para facilitar la presentación de la autoliquidación del IVA, en el año 2020 se instauró el borrador del IVA, llamado Pre303. Con este borrador, la mayoría de las casillas que el autónomo debe completar ya tienen los importes asignados, de manera que requiere únicamente una revisión. En caso de que sea necesario, permite que los importes sean modificados.

Si bien es cierto que empezó como un servicio exclusivo para un determinado tipo de contribuyentes, desde 2021 está disponible para todos los autónomos. Para realizar la autoliquidación a través del borrador, únicamente es necesario acceder a la sede electrónica de la Agencia Tributaria.

Para más información: aquí